sábado, 22 de septiembre de 2018

OBISPO FELICITA A QUIENES PROCURAN DESTRUIR LA OBRA DE CRISTO



El Obispo jesuita de la Diócesis de Lomas de Zamora (Argentina), Monseñor Jorge Rubén Lugones, ha dirigido una carta a la LOGIA MASÓNICA GIUSEPPE MAZZINI Nº 118, en la cual felicita a los masones por el 126º aniversario de su fundación.

DIME A QUIÉN FELICITAS Y TE DIRÉ QUIÉN ERES

La misiva, dirigida al Sr. Martín Sarubbi, de la “Respetable Logia Giuseppe Mazzini”, y firmada de su puño y letra por Monseñor Lugones, dice así:

“De mi consideración:

Tengo el agrado de dirigirme a Usted para acercarles mi saludo por el 126º aniversario de la fundación de la “Respetable Logia Giuseppe Mazzini nº 118”, con sede en la ciudad de Lomas de Zamora.

Que esta celebración los anime a continuar trabajando y desarrollando vuestros ideales de amor, servicio a la humanidad y fraternidad universal, para forjar una nación ‘cuya identidad sea la pasión por la verdad y el compromiso por el bien común’ (Oración por la Patria, Conferencia Episcopal Argentina)

Saludos Cordiales

Mon. Jorge Rubén Lugones S.J.

La masonería es una secta condenada por la Iglesia Católica, en múltiples ocasiones, pues su objetivo es destruir la civilización cristiana y la Iglesia instituida por Dios.

Que un obispo felicite a la sinagoga de Satanás nos muestra el grado de infiltración que existe en la jerarquía.

martes, 18 de septiembre de 2018

MENSAJE A LOS TAPATÍOS


¡GRAN ALEGRÍA NOS DA SALIR EN NOMBRE DE Santa María DE GUADALUPE, POR EL RESPETO A SU IMAGEN Y DEVOCIÓN Y EN DEFENSA DE LOS INOCENTES POR NACER! Quedan 13 días, ahí nos vemos.

Fuente: México Guadalupano.

sábado, 15 de septiembre de 2018

LA DEVOCIÓN A MARÍA, REMEDIO EFICAZ CONTRA LA DESHONESTIDAD


“Cuenta el P. Señeri en su libro de El Cristiano instruido, que una vez en Roma fue a confesarse con el P. Nicolás Zucchi un joven encenegado en los vicios de la deshonestidad. Le oyó el confesor caritativamente, y compadecido de su miseria, le dijo que la devoción a María Santísima era eficaz para sacarle de su mal estado, imponiéndole por penitencia, hasta otra confesión, REZAR AL ACOSTARSE Y LEVANTARSE UN AVE MARÍA, OFRECIENDO A NUESTRA SEÑORA OJOS, MANOS Y TODO EL CUERPO, ROGÁNDOLE QUE LE GUARDASE COMO A COSA SUYA, Y BESANDO TRES VECES LA TIERRA. 

Cumplió el joven la penitencia, al principio con poca enmienda; pero el Padre le exhortaba a proseguirla constantemente, animándole siempre a confiar en el amparo de María Santísima.

Fue el penitente a correr tierras en compañía de algunos amigos, y vuelto a Roma, buscó al confesor, el cual, con extraordinario gozo y maravilla, halló su alma enteramente trocada y libre de los vicios. 

El joven le aseguró que la Reina de los Ángeles, por aquella corta devoción practicada por su consejo, le había obtenido del Señor tan grande merced. No pararon aquí sus misericordias, porque contando el Padre desde el púlpito  aquel favor, un capitán del auditorio, que ya de muchos años tenía trato ilícito con una mujer, propuso firmemente empezar la misma devoción, con deseo de romper las cadenas de la esclavitud (deseo necesario en todo pecador para lograr el auxilio de la Virgen), y al fin salió victorioso y mudó de vida. 

Al cabo de seis meses, fiándose ya en sus propias fuerzas, quiso ir un día a verse con aquella mujer, por la curiosidad de saber si también ella se había enmendado; pero al llegar a la puerta con tan manifiesto peligro de volver a caer, se sintió tan repelido hacia atrás por una fuerza invisible, y se vió tan lejos de allí cuan larga era la calle, que fue delante de su propia casa, conociendo entonces ciertamente que la Virgen Santísima le había librado del precipicio.

Aquí se descubre el cuidado especial que tiene esta Santísima Señora no sólo de sacarnos del pecado si la invocamos con este buen deseo, sino también del peligro de recaídas.” 

San Alfonso María de Ligorio, Las Glorias de María, parte II, Discurso IV.

viernes, 14 de septiembre de 2018

MÉXICO



Bellísima canción a nuestra Patria interpretada por el tenor mexicano Fernando de la Mora. El video no lo elaboramos nosotros, por lo mismo algunas imágenes que no hubieramos puesto aparecen ahí, pero está bellamente realizado. Nótese la letra que remarca la devoción guadalupana que caracteriza al pueblo mexicano.

jueves, 13 de septiembre de 2018

RECORDATORIO DE ORACIÓN DE LOS DÍAS TRECE DE CADA MES

Cada día trece de mes, fecha de las apariciones de la Virgen en Fátima, los lectores y editores de este sitio rezaremos cinco minutos y pediremos por estas intenciones:

1) Por las peticiones particulares así como por las necesidades espirituales y materiales de todos y cada uno de los lectores de CATOLICIDAD.

2) Por el fin del proceso de "autodemolición" en la Iglesia Católica.

3) Por la intención de que, tal como lo pidió la Virgen en Fátima, el Papa finalmente consagre Rusia al Inmaculado Corazón de María y pida la conversión de ese país al catolicismo, nombrando -para ello- a esta nación de manera explícita, en unión con todo el episcopado mundial.

4) Por la reparación a Dios de nuestros pecados y por la de todas las ofensas que recibe, particularmente por las blasfemias que se profieren o los sacrilegios que se realizan.

5) Por la conversión de los pecadores, especialmente los más necesitados de la misericordia divina.

6) Por que se multipliquen las vocaciones sacerdotales y los sacerdotes vivan una vida de santidad conforme al Corazón de Cristo.

7) Por el triunfo del Inmaculado Corazón de María y la implantación del Reinado Social de Cristo en nuestras naciones.

8) Por la paz mundial, no como la da el mundo sino como la da N.S. Jesucristo y por el triunfo de la vida en las legislaciones.

9) Por la salvación propia y la de nuestros familiares, amigos y conocidos.

10) Por todas las necesidades de la Iglesia.

Bastará rezar:

-Un Señor mío Jesucristo: 
  • "Señor mío Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, me pesa de todo corazón haber pecado, porque he merecido el infierno y perdido el cielo, y sobre todo, porque te ofendí a ti, que eres bondad infinita, a quien amo sobre todas las cosas. Propongo firmemente, con tu gracia, enmendarme y alejarme de las ocasiones de pecar, confesarme y cumplir la penitencia. Confío me perdonarás por tu infinita misericordia. Amén."
-Un Padre Nuestro
-Tres Aves Marías pidiendo que la Virgen nos preserve del pecado mortal durante las tentaciones (ver AQUÍ).
 -Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo, como era en un principio ahora y siempre por los siglos de los siglos.
(Nota:  Todo católico debe saber de memoria las oraciones anteriores, al igual que el Credo. Si alguien no las sabe, puede aprenderlas haciendo click AQUÍ)
-La oración de la Virgen de Fátima: 
  •  "Oh Jesús mío, perdónanos y líbranos del fuego de infierno, lleva al Cielo a todas las almas, socorre especialmente a las más necesitadas de tu misericordia".
-Finalizando así: 
  • "Señor: te pedimos por todas las necesidades de la Iglesia, por la Consagración de Rusia tal como se pidió en Fátima, por el triunfo del Inmaculado Corazón de tu dulcísima Madre, por la implantación de tu Reinado Social y de tu Paz en nuestras naciones, por la santidad de los sacerdotes y por el aumento de las vocaciones sacerdotales, así como por el triunfo de la vida y la familia en nuestras legislaciones. Te ofrecemos nuestra vida entera en reparación de los pecados propios y de las ofensas que se hacen a tu sacratísimo nombre, así como por los graves sacrilegios que se realizan en todo el mundo. Finalmente ponemos en tus manos, por intercesión de la Santísima Virgen María, todas las necesidades espirituales y materiales, tanto propias como las de nuestros familiares, amigos y conocidos, y las de nuestros hermanos lectores y editores del blog CATOLICIDAD.
  • -Santísima Virgen María, encomiendo a tu Inmaculado Corazón a toda la familia mía.
  • -Inmaculado Corazón de María, sed la salvación del alma mía.
  • -Santísima Virgen de Guadalupe, salva nuestra Patria, conserva nuestra fe y defiéndenos de los falsos pastores.
  • -San Miguel Arcángel, ampáranos de las asechanzas del demonio.
  • -San Pío V, ruega por nosotros. Amén".