miércoles, 16 de diciembre de 2015

SIGAMOS SU EJEMPLO...¿SERÁN MÁS CIVILIZADOS?

Estos cachorros no prueban alimento alguno si antes no se ha terminado la plegaria para bendecir su ración. ¡Cuántos católicos toman sus alimentos sin que Dios los bendiga antes! Tengamos la piadosa y justa costumbre de, antes de consumirlo, pedir a Dios la bendición y agradecer el alimento que se va a tomar.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada