sábado, 15 de diciembre de 2012

ORACIÓN SOBRE LA MUERTE por el Cardenal Newman


Oh Señor y Salvador mío, fortaléceme en aquella hora con los brazos vigorosos de tus sacramentos y con la fresca fragancia de tus consuelos. Que se pronuncien sobre mí las palabras absolutorias y que sea signado y sellado con los santos óleos; que tu propio Cuerpo sea mi alimento y que sea rociado con tu propia Sangre; permite que me aliente mi dulce Madre, María, y que mi ángel me susurre con un mensaje de paz, y que mis gloriosos santos me sonrían: para que en su compañía y por su mediación reciba yo el don de la perseverancia, y muera, tal como deseo vivir, en tu fe, en tu Iglesia, en tu santo servicio,  y en tu amor.
John Henry Newman

A LA SANTÍSIMA VIRGEN

Llena de rosas mi herida,
llena de estrellas mis ojos, 
llena de paz mis abrojos, 
llena de gracia mi vida
y, de resplandor vestida,
ven a mí en la última hora
a cerrar, consoladora,
mis ojos fijos en ti
y, vaciándome de mí,

_____________________________________________________________________________________________

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada