jueves, 9 de junio de 2011

SACERDOTE QUE RENUNCIÓ A HOSPITAL ABORTISTA: LA IGLESIA DEBE DAR TESTIMONIO DE COHERENCIA


Padre Fuster

REDACCIÓN CENTRAL, 08 Jun. 11 (ACI). El P. Ignasi Fuster, quien renunció hace pocos meses a la vicepresidencia de la junta del Patronato del Hospital Sant Celoni en Barcelona (España) porque en ese nosocomio se dispensa la píldora del día siguiente y se realizan esterilizaciones masculinas, dijo a ACI Prensa que la Iglesia debe dar testimonio de coherencia y libertad.

En declaraciones a ACI Prensa, el P. Fuster, párroco de la Parroquia de Sant Celoni en la diócesis de Terrassa, sufragánea del Arzobispado de Barcelona, explicó que el problema moral surgió porque "el hospital concertó con Sanidad Pública una serie de contratos de servicios, con su subvención pertinente, entrando en la red social de la Sanidad Pública. Y contrataron también estos servicios contrarios a la moral católica".

"Yo tuve claro que no podía estar al frente de una institución que realiza prácticas contrarias a la santidad del Dios de la vida. Preservé mi libertad y mi conciencia, dimitiendo de mi cargo, amparándome en la objeción de conciencia por razones ideológicas, como contempla nuestra constitución española", indicó el P. Fuster.

El sacerdote señaló que "el Obispado (de Terrassa) supo en todo momento cada uno de mis pasos, entrevistas y luchas".

El sacerdote también dijo a ACI Prensa que fue criticado por medios de comunicación españoles porque "si el Hospital se subvenciona con dinero público y no con dinero ‘del Vaticano’, debe ofrecer servicios públicos más allá de cualquier ideología, según la ley. Pero nuestra entidad no era un Hospital público, sino que tenía carácter privado y presencia de la Iglesia".

En ese contexto, lo lógico, afirmó el P. Fuster, es "que tuviésemos libertad de hacer valer nuestros principios morales".

En el Hospital Granollers, también de la diócesis de Terrassa, la situación era más grave, indicó el P. Fuster, pues "constaba la práctica de abortos quirúrgicos, además de todas las otras prácticas de carácter anticonceptivo".

"Según dicen, frenaron en una reunión de patronato –ahí presentes el párroco y un miembro de la parroquia- la cuestión de los abortos quirúrgicos".

El P. Fuster señaló a ACI Prensa que "más que nunca, con sencillez y sin orgullo, pero con libertad, la Iglesia debe dar testimonio de coherencia y libertad. Somos la Iglesia de Cristo y del hombre".

La denuncia del P. Fuster se suma así a la del sacerdote Custodio Ballester, Párroco de la Inmaculada Concepción de Hospitalet de Llobregat, quien días atrás dijo a ACI Prensa que había explicado en el Vaticano la situación de inacción del Arzobispado de Barcelona y los Obispados de Terrassa y Sant Feliu ante la evidencia de que se realizan abortos y otras prácticas contrarias a la vida en cuatro hospitales que cuentan en sus patronatos de gobierno con representantes de estas diócesis.

Según indicó el P. Ballester, una autoridad de la Curia vaticana le informó que desde la Santa Sede ya han remitido indicaciones a los obispados catalanes para que se retiren de los patronatos de los nosocomios abortistas.

Sin embargo a la fecha estos no han efectuado ninguna acción al respecto ni desmentido las denuncias del sacerdote.

La Plataforma Cataluña Vida Sí realizará cada 25 de mayo una manifestación frente al Hospital de San Pablo, en cuyo patronato figura el Arzobispado de Barcelona, rezando el Rosario y expresando su protesta contra la realización de abortos en centros de salud en los que tiene presencia la Iglesia Católica.

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada