lunes, 23 de abril de 2012

PLENA REHABILITACIÓN DEL HEROICO CARDENAL MINDSZENTY


  El sitio web de la archidiócesis de Esztergom-Budapest informó (el pasado mes de marzo 2012) de la plena rehabilitación legal, moral y política del heroico cardenal de Hungría, Jozsef Mindszenty. El proceso de rehabilitación del Siervo de Dios, el cardenal Mindszenty, se concluyó oficialmente por solicitud de su sucesor, el cardenal Péter Erdő, por orden del Fiscal General.

A finales de 1989, el Fiscal General había ordenado la revisión del proceso Nº IX. 254/1949, instruido por el Tribunal Popular de Budapest contra el Cardenal József Mindszenty, que lo acusó de alta traición. Mediante la Ley N º XXVI. de 1990, el Parlamento ordenó la reparación de dicho proceso‒farsa y, por lo tanto, de la condenación ilegítima.


  La ordenanza actual concluye oficialmente el proceso de revisión y, al mismo tiempo que declara la plena rehabilitación legal, moral y política del cardenal József Mindszenty.

El Cardenal Péter Erdő, afirmó que este es “el fin de una larga historia, llena de sufrimiento”, que “contribuirá al conocimiento de la verdad de nuestro pasado, a la restauración espiritual y a la elevación la moral de nuestro pueblo.” “Esta decisión –concluyó el purpurado‒ demuestra claramente que nuestra legislación ha roto con la pesada herencia de los juicios‒farsa y se compromete seriamente con hacer valer las exigencias fundamentales y humanas de la justicia”.

Antecedentes:
El Tribunal Popular de Budapest condenó por alta traición
al Cardenal József Mindszenty en un proceso‒farsa
Durante los primeros años de la ocupación soviética de Hungría, la figura del cardenal Mindszenty se agigantó en un enfrentamiento con las autoridades comunistas del país, personificando una gesta en defensa de las libertades de la Iglesia y de la tradición espiritual del pueblo húngaro. Junto a miles, fue reprimido por oponerse tenazmente a la nacionalización de las escuelas católicas, y detenido, sufriendo a manos de los comunistas torturas durante treinta días y noches consecutivos, consistentes en privación de sueño, administración de drogas, forzamiento de declaraciones y falsas acusaciones, y juzgado en un proceso totalmente injusto en el que la corte dizque lo encontró culpable de "traición", condenándolo a cadena perpetua.

Persecución que supuso también el encarcelamiento de otros obispos, el fin de la educación religiosa y la disolución de las órdenes religiosas. Fue encarcelado durante 8 años hasta 1956 con la memorable revolución húngara anticomunista. En esa circunstancia fue liberado y llevado a Budapest, donde realizó varias alocuciones públicas y radiales en favor de la libertad de Hungría.

Fracasada la revolución el cardenal Mindszenty se vio obligado a auto exiliarse en la embajada de los Estados Unidos de Norteamérica, donde recibió asilo político, permaneciendo ahí quince años. Agentes comunistas lo esperaban día y noche en las afueras de la embajada. Llegó a erigirse en un símbolo apreciado y respetado por los húngaros contemporáneos, dejándonos este santo pastor el testimonio más elocuente de integridad. Presionado por el papa Pablo VI, el cardenal Mindszenty abandonó finalmente Hungría en septiembre de 1971 y pasó a residir en Viena.

En 1974, Pablo VI declaró vacante la sede Metropolitana de Hungría, a la que Mindszenty había renunciado por instrucciones de Roma y no sin manifestar públicamente su desacuerdo con los intentos diplomáticos por parte del Vaticano de establecer alguna relación con el estado húngaro, esfuerzos que, finalmente, permitieron el nombramiento de algunos nuevos obispos. El veterano cardenal diría en esa ocasión: «La historia del bolchevismo, que se remonta ya a medio siglo, demuestra que la Iglesia no debe hacer nunca un gesto conciliador a la espera de que cese por ello la persecución religiosa». El conocido como el "soldado de la Fe", "símbolo de las resistencias a todas las formas de violencia", "el mártir más célebre del catolicismo de su tiempo" falleció en Viena en 1975 y, actualmente, está en estudio su proceso de beatificación.

Fuentes: Radio Vaticano, Acción Familia, Conoze, Biografías y Vidas;  La Gaceta de Puerto Príncipe 
Ver: http://catolicidad-catolicidad.blogspot.mx/2011/03/el-martirio-del-cardenal-mindszenty-y.html
______________________________________________________________________________

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada