miércoles, 27 de abril de 2011

QUE LOS HIJOS DEL MUNDO NO SEAN MÁS DILIGENTES DE LAS COSAS TEMPORALES QUE NOSOTROS DE LAS ETERNAS: SAN IGNACIO DE LOYOLA


"¿De qué le sirve a un hombre ganar el mundo entero, si se pierde a sí mismo (si pierde eternamente su alma en el infierno)?".

"Cada uno ponga delante de sí para animarse, no los que son a su parecer para menos, sino los más vehementes y estrenuos (valientes y esforzados). No consintáis que os hagan ventaja los hijos de este mundo en buscar con más solicitud y diligencia las cosas temporales que vosotros las eternas. Avergonzaos que ellos corran con más prontitud a la muerte que vosotros a la vida. Teneos para poco, si un cortesano sirve con más diligencia por haber la gracia de un terreno principe que vosotros por la del celeste; y si un soldado por honra del vencimiento y algún despojo, se apercibe y pelea más animosamente que vosotros...". (San Ignacio de Loyola a los estudiantes de Coimbra).
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada