lunes, 15 de marzo de 2010

FARIÑAS SOLICITA APOYO URGENTE A MÉXICO


Exhorta al Gobierno de Felipe Calderón a apoyarlo o condenar al régimen cubano
.
SANTA CLARA.- Desde su cama en la unidad de cuidados intensivos del Hospital provincial Arnaldo Milián Castro, el disidente cubano Guillermo Fariñas pidió a los mexicanos, a su Congreso y al Presidente Felipe Calderón que presten atención a su reclamo para que sean excarcelados 26 opositores que están muy enfermos.

"Quisiera hacer un llamamiento a las fuerzas cívicas de México para que se pronuncien los partidos, las entidades sociales, el Parlamento mexicano y el Presidente para que tomen una posición, de condena o de apoyo, a la muerte del preso Orlando Zapata y respecto a la crueldad que existe en Cuba respecto a los presos políticos y de conciencia", dijo ayer Fariñas a REFORMA.

Según el jefe en turno administrativo del hospital, quien declinó revelar su nombre, el huelguista, ingresado tras un segundo colapso sufrido por la huelga de hambre y sed que inició hace 20 días, se encuentra bien atendido y estable dentro de la gravedad de los pacientes en terapia intensiva.

No obstante, REFORMA pudo hablar directamente con Fariñas desde el teléfono de la casa de su madre, Alicia Hernández.

El opositor aseguró sentirse decaído, con 60-90 de presión y muy adolorido tras nueve punciones para colocarle un catéter en la vena subclavical, por la que está recibiendo sueros de dextrosa.

Aun así, su voz sonaba firme y su plática coherente, no mostraba el menor síntoma de somnolencia o dispersión. Por el contrario, dijo que a lo largo del día había conversado por teléfono con varias personas interesadas por su salud.

"Mi trabajo es desenmascarar al Gobierno. Mostrar al mundo que deja morir a (quienes) piensan distinto y ejercen su libertad de expresión. Eso es asesinato político. La muerte de Zapata lo demostró dentro de prisión y la mía lo demostrará fuera", apostilló.

Fariñas admitió que nadie le anima a seguir, sino que todos, disidentes, familia, vecinos y amigos, le piden que deje la huelga. Pero él no volverá a comer ni a beber hasta que sus "hermanos" estén fuera de la cárcel.

Consultado sobre su decisión de permitir que lo mantengan vivo en el hospital, aclaró: "Esto no constituye un suicidio sino una petición humanitaria e irrevocable al Gobierno cubano de clemencia para los presos enfermos, algunos muy graves. Y simplemente le estoy dando tiempo para que recapacite".

Fariñas duda que pueda recuperar masa corporal y remontar su insuficiencia cardiaca.

"El cuerpo necesita sólidos. Así una persona menos deteriorada puede resistir de seis a nueve meses, pero no creo que mi organismo lo resista", opinó.

El disidente insistió en agradecer la calidad profesional y humana de los doctores que le atienden, así como las declaraciones del trovador Pablo Milanés, quien dijo al diario español El Mundo que hay que condenar a Fidel Castro desde el punto de vista humano si Fariñas muere.

"Agradezco que Pablo se haya preocupado por alguien tan insignificante como yo. Es de un valor cívico tremendo. Y, aunque siempre fue un seguidor de Fidel Castro, es capaz de llamar por su nombre a las cosas", señaló.

ESCRITO AL PRESIDENTE DE MÉXICO

Para apoyar esta petición de Guillermo Fariñas, puedes mandar este mensaje (u otro redactado por ti) al Presidente Felipe Calderón al siguiente sitio: http://contacto.presidencia.gob.mx/contacto/

SOLICITAMOS SU URGENTE INTERVENCIÓN

Sr. Felipe Calderón, Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos:

Nos dirigimos a usted respetuosamente para solicitarle se haga eco de la solicitud realizada por el disidente cubano Guillermo Fariñas en el sentido de que México, fiel a los principios libertarios de este país, a través de usted, tome una postura firme ante el gobierno cubano, solicitando sean excarcelados los 26 presos de conciencia que se encuentran seriamente enfermos.

Con estas excarcelaciones no sólo se repararía una gravísima injusticia contra esos presos políticos injustamente condenados y gravemente enfermos, sino también se salvaría la vida de Guillermo Fariñas que permanecerá en huelga de hambre mientras esos presos no sean liberados. Es urgente una toma de postura por parte de su gobierno, pues cada día que pasa el riesgo de que muera Fariñas se incrementa gravemente. No deseamos que se repita otra muerte como la de Orlando Zapata sin que México se pronuncie por la suerte de nuestros hermanos cubanos.

Agradeciéndole de antemano su fina atención, esperamos una declaración suya que puede evitar muertes, salvar a los presos políticos cubanos enfermos y mejorar, aunque sea parcialmente, los derechos humanos que se violan constantemente en ese país.

Atentamente

(Nombre y correo electrónico).

Fuente: Reforma, Yolanda Martínez Corresponsal

------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada